Se acerca el tiempo en que pasamos largas jornadas en la playa, en la montaña o en una casa de campo, y es una actividad que nos encanta: amigos, comida, bebida, piscina, agua… pero tampoco queremos pasar mucho calor, por eso es necesario tener un sitio donde cobijarse, y a veces es complicado. ¿Cuál es la solución? Podemos conseguir una carpa plegable que sea sencilla de transportar y de este modo nos ahorraremos el problema de tener que irnos antes de cualquier parte por no soportar el calor excesivo o buscar durante horas un lugar con un poco de sombra.

Carpas plegables en verano

Imagina llevar la sombra detrás, vayas donde vayas. Pues eso es posible con una carpa plegable standard. Además, es posible que, incluso, elijas aquel color que mejor se adapte a lo que vas buscando (posiblemente no elegirás el mismo color si la finalidad es ir a la playa o si la vas a dejar en tu casa del campo), está montada en tan solo unos minutos, lo mismo que cuenta desmontarla, y va dentro de una bolsa con todo su material fácil de transportar, hecha tan solo con lona y aluminio. No existe una mejor opción para tener la bebida dentro de las neveras pero con sombra constante mientras nos bañamos en la playa o en la piscina. Por otra parte, los niños no pueden estar tanto tiempo bajo el sol, por lo que podrán pasar ratos bajo la sombra y es ideal para no comer soportando altas temperaturas. Dependiendo de la cantidad de personas podréis elegir entre una carpa plegable standard, dos o directamente decantaros por una carpa plegable pro, de mayor tamaño, con opción de cerrarla por los lados y con mayores prestaciones, también de sencillo montaje.

Si no sabes dónde conseguir una carpa plegable para este verano, en Quality Flags somos expertos en este tipo de productos, así que te asesoraremos sobre la que mejor acopla con tus necesidades.